Cargando...

Levante Clinic Group, nuestra experiencia tu mejor garantía.

Uña encarnada, Exostosis Subungueal, Osteocondroma Subungueal en Levante Foot Center

Uña encarnada, Exostosis Subungueal, Osteocondroma Subungueal en Ondara

Uña encarnada (Onicocriptosis)

La onicocriptosis, comúnmente llamada “Uña Encarnada” es una afectación bastante corriente que consiste en una astilla del borde lateral de la uña que se incrusta en el tejido blando del surco provocando dolor, inflamación y en ocasiones infección.

Las principales causas pueden ser: la morfología de la uña (curvada, en teja o distrofias), el uso de calzado estrecho e inadecuado, la artrosis, el mal cortado de las uñas, los traumatismos de las mismas y la onicomicosis.

El tratamiento preventivo se centra en cortar regularmente las uñas rectas, evitando un calzado estrecho.

La cirugía ungueal soluciona de forma definitiva este problema mediante la aplicación de diferentes técnicas reconstructivas de mínima invasión. La más habitual consiste en una pequeña intervención sin cortes en la piel en la que se elimina la raíz del fragmento de la uña que esta provocando el daño.

Este tipo de cirugía debe realizarse con las máximas medidas de seguridad, en cuánto a asepsia en un quirófano, minimizando así la aparición de posibles complicaciones post-quirúrgicas de tipo infeccioso y recidivante.



Exostosis Subungueal

Es una hipertrofia parcial circunscrita a la superficie del hueso formada por tejido fibroso cartilaginoso y óseo, se atribuye a micro traumatismos repetitivos o a un traumatismo de alto impacto, dando lugar a una periostitis por una acción irritativa. Esta irritación del periostio provoca micro-fisuras en el proceso de reparación, dando lugar a la aparición de exostosis, pudiendo provocar una curvatura de la placa ungueal y una onicocriptosis asociada.

El tratamiento quirúrgico se basa en una incisión milimétrica en el pulpejo distal para osteotripsia de la exostosis.



Osteocondroma Subungueal

Se trata de un tumor fibroso de carácter benigno, causado por micro traumatismos, que aparece en el dorso de la falange distal del primer dedo, presionando a la uña y provocando un fuerte dolor y molestias.

Es muy frecuente en adolescentes con la práctica de actividad deportiva.

El tratamiento quirúrgico pasa por una exéresis o eliminación del tumor través de una incisión de 2-3mm según el tamaño del mismo.